Los talleres andaluces cerrarán el presente ejercicio con un descenso del 3% en sus ingresos

Los talleres andaluces cerrarán el presente ejercicio con un descenso del 3% en sus ingresos

El mercado de la posventa en Andalucía no es inmune a la realidad que atraviesan los talleres no solo en la comunidad, sino en el conjunto de España, como son el envejecimiento del parque y la proliferación de los centros ilegales que tan fuertemente están impactando en la facturación de los reparadores obligándoles a ajustar precios para ser más competitivos.


No obstante, los talleres andaluces encaran este año 2015 con algo más de optimismo pues se espera que las reparaciones crezcan del orden del 1% ante una previsión de mayor rodaje de los vehículos en la segunda mitad del año.

Los ingresos, por su parte, ralentizarán su caída, con un descenso del 3%, frente al cerca de 6% de 2014, según el informe 'Radiografía de la Posventa en Andalucía', elaborado por la consultora Audatex con motivo del V Foro de Automoción, celebrado en Sevilla y organizado conjuntamente por Faconauto y Fedeme.

En un mapa por provincias, el comportamiento es muy dispar. Así, los talleres de Córdoba y Huelva prevén un 2015 más benigno, con una facturación ligeramente superior a la del 2014 en el caso de los reparadores cordobeses (+1%) y plano en el caso de los onubenses. El resto de regiones andaluzas proyectan caídas moderadas en Cádiz y Málaga de entre el 1 y el 2%; mientras que Jaén, Sevilla, Granada y Córdoba esperan descensos más acusados de entre el 4 y el 8%.

El informe de Audatex - confeccionado a partir del análisis de más de 4,2 millones de reparaciones - atribuye, principalmente, esta caída de los ingresos de los talleres andaluces a la configuración del parque automovilístico en la comunidad, con un 52% por vehículos de más de diez años, muy parecido al 53% de la media nacional.

No obstante, en algunas provincias andaluzas es más notorio si cabe este envejecimiento, como Jaén donde casi seis de cada diez vehículos que circulan por sus carreteras supera la década. En el caso de Almería y Granada este rango de edad es visible en el 54% del parque local, mientras que el resto de provincias se manejan en porcentajes superiores al 50%.

El impacto de la antigüedad en el parque también se deja entrever en la rentabilidad de las operaciones de reparación pues en el caso de los vehículos con más de diez años el importe puede superar el valor venal del vehículo y, por tanto, en la mayoría de los casos no compensa seguir adelante con la reparación. Si el conductor opta finalmente por su paso por boxes, se limitará lo imprescindible para que el coche pueda seguir circulando y, además, optará en muchos casos por piezas de recambio más económicas.

Así, operaciones no tan imprescindibles como la sustitución de filtros de aire, polen y aceite son poco habituales en coches de más de diez años de antigüedad, apenas representan una de cada cuatro operaciones de este tipo en España, a pesar de que suponen más de la mitad del parque.

Para el responsable del Mercado Posventa de Audatex, José Luis Gata, la recuperación del sector automoción en lo concerniente a la posventa es muy lenta. "A pesar de la reactivación de las matriculaciones y el ligero aumento del consumo, lo cierto que es que la verdadera recuperación de los talleres andaluces debe venir de la incorporación a sus negocios de tecnología innovadora y, sobre todo, de la digitalización de los procesos para mejorar su rentabilidad a lo largo de toda la cadena, desde que entra el coche en el taller hasta que sale".

Ver enlace: posventa.info

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más información